- 1 -

ENFERMEDADES CEREBRALES QUE REQUIEREN CIRUGÍA

Dr. Efrén Herrera Martínez , Ex-Jefe del Servicio de Neurocirugía del Hospital Universitario BUAP Sociedad Mexicana de Neurocirugía. Society of British Neurological Surgeons. Fellow of the Royal College of Surgeons of Edinburgh (FRCS Ed.)

 

Introducción

Los tumores intracraneales más frecuentes (2) son los del tejido nervioso glial o gliomas, las metástasis, los adenomas de hipòfisis, los meningiomas y los neurinomas. Las lesiones no tumorales son los abscesos, los granulomas , el hematoma intraparenquimatoso , el subdural crónico y la cisticercosis.

Clínica

Las lesione ocupativas intracraneales se manifiestan por alguna de estas cuatro formas:

- Epilepsia: crisis convulsivas generalizadas o focales,. motoras o sensitivas. (fig.1)

- Déficit neurológico progresivo: mental, visual, auditivo, motor, sensitivo, de la marcha, etc.

- Síndrome craneohipertensivo: cefalea, vómito y papiledema. (fig.2) (fig.3)

- Trastornos endócrinos: impotencia, amenorrea, síndrome de Cushing, Acromegalia, etc

      El deterioro de la conciencia en forma súbita y permanente es una forma de presentación poco frecuente así como su opuesto la demencia progresiva. El interrogatorio tiene una gran importancia porque es el único medio de conocer con precisión la evolución del padecimiento en el tiempo. Esta información permite un diagnóstico diferencial importante y no puede ser substituida por ningún método paraclínico de investigación. El exámen viene a corroborar o descartar los datos ya obtenidos por interrogatorio. El exámen de fondo de ojo es obligatorio así como campos y agudeza visuales, agudeza auditiva, olfato y marcha. Las hemiparesias o hemiplejías son obvias. Los trastornos de la sensibilidad y de los reflejos ayudan a determinar si la lesión es cerebral, medular o en nervios periféricos. La falta de signos focales no excluye la posibilidad de una tumoración intracraneal. Los tumores de fosa posterior causan tempranamente hidrocefalia por lo que el cuadro clínico consiste en craneohipertensión y ataxia
 

Diagnóstico

       Aunque las radiografías simples de cráneo pueden mostrar calcificaciones, erosiones, y aumento de la silla turca, la Tomografía Asistida por Computadora (TAC) (fig.4) es el método radiodiagnóstico más utilizado actualmente de primera intención. La TAC toma 20 minutos y en niños o pacientes inquietos requiere solo sedación. Cuando se sospecha una tumoración se deberá hacer el estudio sin y con contraste. Las reacciones al Yodo pueden ser severas a veces y excepcionalmente mortales, sin embargo con los medios de contraste no ionizables, estas reacciones son excepcionales. La Resonancia Magnética (RM o IRM), a base de microondas y magnetos, es un método complementario muy importante para que el cirujano pueda planear la cirugía en la forma más ventajosa posible. El uso de contraste es necesario cuando hay tumores. En este casos no es yodado sino un compuesto llamado Gadolinio que rara vez dá reacciones indeseables. La Resonancia Magnética es mas costosa e incómoda que la TAC pues toma aproximadamente de media a una hora en un ambiente frío y requiere una cooperación total del paciente o anestesia general con intubación endotraqueal, pero el detalle de la imágen es superior a la TAC. La Angiografía Cerebral que hasta hace veinte años fuera el método diagnóstico más utilizado, se hace ahora con indicaciones muy precisas tales como obtener datos de la vascularización tumoral ó la relación del tumor con las arterias cerebrales o para establecer el grado de oclusión de los senos de la duramadre. La Angiografía Digital permite un gran detalle porque borra el hueso (substracción). Se sigue utilizando ampliamente en padecimientos vasculares como aneurismas, angiomas cerebrales y ateroma de carótidas. La Angioresonancia y en particular la Angiotomografía en 3a. dimensión se han perfeccionado y son ya de gran utilidad. El Electroencefalograma es el método paraclínico más antigüo en Neurología pero su valor para localizar tumoraciones ha sido completalmente superado por la TAC y la RM. Es indispensable en el estudio de la Epilepsia y en su tratamiento quirúrgico. En su forma más refinada de Potenciales Evocados se utiliza para establecer pronósticos en pacientes con trauma craneal severo, o para monitoreo transoperatorio en neurocirugía. Nuestra Ley de Salud lo exige para el diagnóstico de Muerte Cerebral. La punción lumbar está contraindicada porque puede precipitar la hernia del lóbulo temporal a nivel del tentorio la cual comprime al tallo cerebral alto (fig.5), ó la hernia de las amígdalas cerebelosas a través del agujero occipital comprimiendo el bulbo (paro respiratorio) (fig.6). Este riesgo es muy alto en los tumores de cerebelo que por causar rigidez de nuca pueden confundirse con meningitis. Si se considera necesario hace punción lumbar, ésta deberá ser precedida siempre de exámen de fondo de ojo para excluir papiledema (contraindicación) y de una TAC de encéfalo.

Pags. 1 , 2 , 3 , 4, 5 , 6 , 7 . 8 . 9

Retorno a página inicial

Retorno al Indice